El aumento de la compra de Truvada online, el medicamento para el tratamiento de PrEP, es correlativo a la disminución del diagnóstico de enfermos de VIH, aunque los investigadores reusan afirmar que sea como consecuencia de la denominada «píldora del día antes».

El tratamiento de Profilaxis Pre-exposición, más conocido como PrEP (según sus siglas en inglés), se administra a personas con alto riesgo de contraer el VIH, pero antes de que sean seropositivos, por eso la llaman también la «píldora del día antes». No protege contra otras ETS, ni tampoco se considera una cura contra el VIH, pero administrada a diario su eficacia parece estar demostrada hasta en un 99 % de los casos. Si en San Francisco la tasa de VIH disminuía entre un 15 y un 20 % después de la aprobación de Truvada, marca de la pastilla en los Estados Unidos, su venta online se disparaba Londres el año pasado, lo que podría ser la consecuencia de una masiva disminución de contagio del VIH hasta en un 40 % con respecto a las infecciones diagnosticadas el año anterior.

Un estudio de CDC, presentado a principios de 2016, revelaba que el suministro de PrEP puede llegar a disminuir los diagnósticos de VIH en al menos un 70 %. Actualmente no parece cuestionarse su efectividad, sino las dificultades para tener acceso al tratamiento, cuyos beneficios todavía no están al alcance de muchos médicos, que no están seguros de prescribirlo. Otro inconveniente es su alto coste, al no estar cubierto por el seguro en muchos casos, aparte de que muchas personas ni siquiera tienen conocimiento de su existencia, sobre todo en España.

Desde que la compra de PrEP está disponible a través de Internet, cuatro clínicas de salud sexual de Londres afirman tener constancia de una enorme disminución de infecciones por VIH entre hombres homosexuales, hasta un 40 % menos en 2016 respecto al año anterior. Sin embargo, aunque la disminución del progreso de la enfermedad es correlativa al incremento de la compra de PrEP, no se ha llegado a demostrar que sea como consecuencia de su uso. De hecho, los investigadores son reacios a establecer esta relación.

«Tenemos que ser muy cautelosos en esta etapa, pero no puedo ver qué más puede ser», confirman desde el Instituto de Higiene y Medicina Tropical de Londres, titulares también de Prepster, página que proporciona información sobre la compra segura y asequible de PrEP online. Otras páginas a las que acuden los usuarios británicos para la compra del tratamiento es la página Quiero PrEP ahora, donde pueden conseguir versiones genéricas de Truvada por alrededor de 40 libras esterlinas a través de farmacias internacionales.

Hasta la fecha no ha habido conocimiento de ningún tipo de fraude al comprar PrEP por Internet y un estudio revela que no se han producido nuevas infecciones o problemas renales entre aquellos que han estado sometidos al tratamiento, por lo que algunos profesionales de la salud sexual están animando a personas bisexuales y homosexuales de alto riesgo a comprar PrEP online. Uno de ellos es Mags Portman, del Mortimer Market Centre de Londres, una de las clínicas que ha visto la disminución de diagnósticos de VIH, quien asegura que el Consejo Médico General ha apelado a directrices éticas para que médicos y profesionales de la salud recomienden opciones alternativas a tratamientos que de otra manera podrían ser inasequibles para sus pacientes. Mientras en el Reino Unido y los Estados Unidos tienen opciones para la adquisición de PrEP, en España todavía es un tratamiento de difícil acceso sobre el que existe muy poca información en la calle. Coincidiendo con el Día Mundial Contra el Sida, desde Apoyo Positivo demandaban el mes pasado que el gobierno facilitara el acceso a PrEP.

Universo Gay